Qué podemos hacer contra la crisis


Según parece hay muy pocas opciones, si bien tengo como propio y suelo decir como axioma que: “En cualquier asunto que tratemos, por grande y complejo que sea, muy pocas cuestiones son esenciales, algunas pocas más son importantes y, la inmensa mayoría son irrelevantes.”

El problema es, que mientras sigamos aferrándonos a lo que parece o creemos nos queda, no podremos hacer nada más que mal subsistir, pues si nos movemos nos siguen quitando cuanto nos pueda quedar. Así de este modo la inmensa mayoría estamos paralizados, arrastrados en el día a día por el 1% de la minoría y poco más del 5% de su escudo protector que defiende a ultranza sus privilegios con todos los medios y recursos sin que sepamos, intentemos o tengamos oportunidad los demás qué pensar y cómo hacer.

Con esta mentalidad y sumisión irracional de casi todos, tal parece que casi nada se pueda hacer ante quienes deciden y ejercen el poder, con unas leyes y normas heredadas ilegítimamente, que están caducadas bien iniciado el siglo XXI, pervirtiendo el espíritu de la letra impresa de los Derechos Humanos y la mayoría de las Constituciones de las Naciones que se lograron aunar con mucho esfuerzo y sangre después de siglos de barbarie y deriva.

Cuanto sucede y están por llegar, supone una grave dificultad de ver lo obvio del sistema moribundo que se resiste a ser sustituido. A la crisis institucional, jurídica y económica, debemos añadir la tragedia, inacción y abstención de los ciudadanos en las cuestiones de nuestra única y exclusiva responsabilidad, que nos ha sido usurpada y arrebatada ilegítimamente con leyes y normas saduceamente democráticas por los gobernantes y dirigentes que con mayor conocimiento y medios, se han atribuido una posición abusiva dominante.

¿Qué podemos hacer y cómo?

Entre otras opciones, tendríamos que decidir la inmensa mayoría iniciar una “Objeción Civil Colectiva”, actuando en multitud de micro iniciativas, que sirvan para ver si así se vuelven las tornas y pasamos definitivamente como queremos y deseamos de verdad, a decidir y ejercer libremente vivir dignamente como seres humanos inteligentes.

Descartada la anarquía y la violencia, pues no es necesaria, descartado como he comentado en otros post, la falaz bendición de una catástrofe natural para solucionar la crisis que tenemos, más allá de la tragedia humana que genera cualquier acto de destrucción o catástrofe, solo podemos iniciar actuaciones desde las barricadas, (en sentido figurativo), emprendiendo cuantos actos solidarios sean necesarios de “Objeción Civil Colectiva”.

Sin duda hay que evitar desviar el debate hacia el conflicto y profundizar en la búsqueda de soluciones colectivas de utilidad social, democráticas y participativas de verdad entre los actores implicados a todos los niveles sin ventajas para nadie.

Cuanto sabemos sucede y está por llegar en el mundo con la tragedia de varios miles de millones de seres humanos, que se podía y puede evitar con el conocimiento y los medios que disponemos, no es razonable ofrecer una oportunidad a nadie, que sin duda a sabiendas, están cometiendo el mayor “Crimen contra la Humanidad” de cuantos ha habido en la historia.

Varios millones de muertos por el hambre y enfermedades por carecer de alimentos y medicamentos esenciales que se desperdician, caducan y sobran, millones de desempleados, pobres, desahuciados, trabajadores sin prestaciones sociales en condiciones de esclavitud con salarios de miseria y demás, no se merecen esta barbarie de la cual todos somos responsables y culpables sin eximente alguno.

No obstante a pesar de cuanto antecede y sucede, debo apelar y hacer una llamada a la solidaridad y a la confianza de cada uno  por la grandeza de los seres humanos. El siguiente vídeo del fallecido David Suzuki es una modesta prueba.

Esto es esencial para la Humanidad, porque sin independencia y libertad económica, no puede haber progreso y bienestar para los seres humanos.

 Ayuda y colabora votando en Change.org  aquí. ¡GRACIAS! ¡¡PÁSALO!!

              VOTA Por un proyecto de comercio social justo

La telaraña de la Vida por David Suzuki  (documental 43 min del biólogo David Suzuki)

Aunar el ánimo para aprender y experimentar (Recorte de 6,38 min de la serie Cosmos por Carl Sagan)

Imagen: Google Imágenes

Post  relacionados de utilidad que recomiendo:

Para que unos ganen otros tienen que perder

Perdidos sin saber qué hacer

Realidad perversa y tragedia humana

“El Don de la palabra”

Qué podemos hacer contra la crisis

Mirar, interpretar, aprender y actuar …

El Modelo del Conocimiento

La piedra filosofal (Esencia y Naturaleza)

Introducción a La piedra Filosofal

Diseñando el modelo de organización

Carta enviada a un amigo el 24 junio 06

 

quisiera-montejb.blogspot.com
montejbquisiera.wordpress.com
La comunidad El País montejb