Momentos de Gloria


LatercerarevoluciónCada situación en la historia ha tenido su momento de Gloria. En la actualidad, hay multitud de iniciativas que en algún momento confluirán en la buena dirección. Una de la claves sería, que se configure y establezca una efectiva y real independencia económica para todas las personas, de modo que cada cual pueda atender sus necesidades esenciales. Sin duda, se van a producir en adelante nuevos y muchos acontecimientos, que van a suponer un paulatino y gran salto para la humanidad. La concurrencia de multitud de acciones, nos llevara muy pronto, a que dispongamos de abundancia, siendo capaces de satisfacer y superar las necesidades básicas de cada hombre, mujer y niño del planeta.

Gracias a la dispersión del conocimiento y a las Tecnologías de la Información y la Comunicación, el conocimiento del capital humano será más importante que el capital monetario. Esta nueva revolución consagrará nuevas escalas más cercanas a los valores innatos y sociabilidad humana de las comunidades reales. Lo demás por llegar, irá sustituyendo cuanto sea menos eficiente o esté obsoleto.

Se está configurando así, un modelo de organización hacia atrás, es decir, incorporando los medios tecnológicos volviendo a buscar la eficiencia, rapidez  y el equilibrio entre las fuentes, los medios y el buen aprovechamiento, desde la autosuficiencia individual a la colectiva zonal, relativamente fáciles de organizar y atender en cuanto a sus necesidades, que interactuarán intercambiando con los demás las carencias y excedentes. La organización flexible y dinámica, además de la proximidad, facilitará la plena ocupación, organización y disponibilidad de las necesidades de manera eficiente en base al intercambio de nuestro tiempo y conocimiento con el de los demás, facilitando la mayor disponibilidad para desarrollar y potenciar eficientemente las individuales preferencias y capacidades.

La revolución afectará a cómo se hacen las cosas y en dónde. Las fábricas se han estado desplazando a los países de bajos salarios con dumping social y salarial para reducir los costes laborales. Sin embargo, los costes laborales son cada vez menos importantes: a un precio de venta de 499 dólares la primera generación de iPad, incluía solamente cerca de 33 $  de mano de obra de fabricación, de los cuales, el montaje final en China representó sólo 8 $. La producción trasladada a estos países que realizan diferentes formas de dumping,  están regresando de nuevo a los países ricos de origen, no porque los salarios chinos estén aumentando, sino porque las empresas ahora necesitan estar más cerca de sus clientes para responder más rápidamente a los cambios en la demanda.

A esto se añadirá, más que seguro muy pronto, que se establezca como regla de oro, el “compartir el beneficio” “share profits” generado por las acciones de aportaciones, compra venta de bienes, productos y servicios entre los interesados consumidores, vendedores y productores del sistema productivo. Pues los consumidores somos quienes pagamos el último y mayor precio de todo cuanto consumimos, justo es, que participemos en los beneficios que generamos. Mientras esta anomalía del sistema económico-productivo no se resuelva, seguiremos en crisis tanto las personas como gran parte de las industrias y empresas, pues en definitiva, quienes creamos empleo y riqueza somos los ciudadanos comprando y consumiendo para nuestras necesidades. Es necesario aprovechar el flujo monetario de la capacidad de compra de los consumidores, incluso los salarios, siempre que participemos en los beneficios que generamos por nuestros actos de compra y producción. Esto facilitaría una eficiencia productiva, estableciendo una nueva fuente de financiación y ahorro del sistema productivo.

Las líneas entre manufactura y servicios se están difuminando. Rolls-Royce ya no vende motores a reacción, sino que vende las horas de cada motor que está realmente empujando un avión en el cielo. Los gobiernos siempre han sido pésimos en la selección de ganadores. Como avanza la revolución, los gobiernos deben atenerse a lo básico: mejores escuelas para una población activa cualificada, reglas claras y un campo de juego equilibrado y justo  para las empresas de todo tipo sin ventajas para nadie. Pero lo esencial es, garantizar y establecer los mecanismos y procedimientos para asegurar unos ingresos dignos a los ciudadanos, procurando unos impuestos sobre el consumo y la renta progresivos, eximiendo de impuestos a los que menos ganen y repercutiendo escalado a los de mayores ingresos para dispersar la riqueza y equilibrar el sistema productivo.

Los consumidores tienen pocas dificultades para adaptarse a la nueva era de mejores productos, entregados rápidamente. Los gobiernos, sin embargo, pueden encontrarlo más difícil. Su instinto es proteger a las industrias y empresas ya existentes, de los nuevos emprendedores que los destruirían. Los gobernantes, políticos y dirigentes caducados, se aferran a la creencia heredada de que sus funciones son irremplazables e imprescindibles, por no hablar de las finanzas que detentan el monopolio con intereses del 4, 5 o el 20% y más, cuando el crecimiento es negativo o en el mejor de los casos cercano a 0, como debiera de ser en una evolución en equilibrio y buen aprovechamiento de los medios y recursos según las necesidades de la población existente.

Todo esto es irracional y una locura. Los creyentes de dogmas suelen ser los últimos en cambiar de criterio y llegar a las oportunidades. “No se pueden resolver los problemas por personas con el mismo pensamiento que los crearon.”

Es esencial para el progreso y bienestar digno de los seres humanos, que todos tengamos independencia y libertad económica para nuestras necesidades esenciales de alimentación, educación, sanidad, vivienda y todo lo demás esencial y común para todos por medio del Estado y el municipio.

“POR UN COMERCIO SOLIDARIO COMO FUENTE DE FINANCIACIÓN Y AHORRO”

Si estás de acuerdo, ayuda y colabora votando aquí la INICIATIVA en Change.org

¡GRACIAS! ¡¡PÁSALO!! VOTA

Por un proyecto de comercio social justo.

 

Imagen entrada:

La tercera Revolución The Economist

Descarga un resumen del libro en PDF aquí:

“Por qué fracasan los países” – Los orígenes del poder, la prosperidad y la pobreza”

Fuentes y referencias:

EL ARMARIO DE MERCEDES🙂
El Correo de Las Indias
Pensamiento Imaginativo
Olea2.0 by @yastorgas
Infraleves
Consultoría Artesana en Red
Nómada
Resilients Communities
colabores.net
The economist.com
blog Juanjo Pina

Artículos relacionados de utilidad:

El País

Un mundo sin pobreza es posible
Hay que evitar la brecha digital
La crisis del pensamiento occidental
Ascenso y declive de las clases medias

Jorgehgomez’s Blog La Inteligencia Emocional en la Educación

Blog montejb Explorar: Esencia emocional

quisiera-montejb.blogspot.com
montejbquisiera.wordpress.com
Nosotros de Frente…
La comunidad El País montejb